Materiales para acompañar el duelo y la muerte en la familia y la escuela

Cuando evitamos entrar en contacto con una vivencia  como la muerte, esta puede convertirse en un hecho traumático. Ningún ser humano estamos exento de vivir la separación o la muerte de las personas que queremos y, es vital, que desde pequeñ@s hablemos y compartamos con nuestr@s niñ@s los sentimientos relacionados con las perdidas y separaciones emocionales, sin miedo y con naturalidad.

Lo cierto es que hemos empezado a asistir el duelo infantil y adulto dentro de nuestros hogares, escuelas y centros de salud, de manos de profesionales o equipos psicopedagógicos, aunque todavía no acaba de sernos del todo fácil hablar de la muerte de forma preventiva dentro de nuestras familias y escuelas. Esta cuidadad selección de materiales como mínimo nos ayudara a avivar la creatividad dentro de nuestras familias y escuelas:

Estos recursos multimedia forman parte de una cuidada y variada propuesta de MATERIALES GRATUITOS que nos ayudarán a crecer y criar en sintonía con las distintas necesidades de la vida en familia. Si decides usarlos RECUERDA QUÉ AYUDAS A MANTENER VIVA mi LABOR y esta OBRA ¡Sí! HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA,HABLAS de ella, HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA, RECONOCES la autoría de los recursos y COMPARTES el material desde el BLOG que los crea ¡Que la manta que tejemos cubra toda la humanidad y la tierra recupere su equilibrio natural!

L’EDU, el petit llop, Gregoire Solorareff. Editorial Corimbo

Cuerpo de nube, Ana Eulate. Editorial Cuento de Luz

Cuerpo

Estos recursos multimedia forman parte de una cuidada y variada propuesta de MATERIALES GRATUITOS que nos ayudarán a crecer y criar en sintonía con las distintas necesidades de la vida en familia. Si decides usarlos RECUERDA QUÉ AYUDAS A MANTENER VIVA mi LABOR y esta OBRA ¡Sí! HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA,HABLAS de ella, HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA, RECONOCES la autoría de los recursos y COMPARTES el material desde el BLOG que los crea ¡Que la manta que tejemos cubra toda la humanidad y la tierra recupere su equilibrio natural!

¿Dónde está el abuelo?, Mar Cortina. Tandem Edicions

El árbol de los recuerdos, Britta Teckentrup. Nube Ocho

Paraíso, Bruno Gibert. Los cuatro azules

Julia tiene una estrella, Eduard José. Editorial La Galera

CUENTOS PARA TRABAJAR EL DUELO Y LAS PÉRDIDAS CON LOS NIÑOS

Estos recursos multimedia forman parte de una cuidada y variada propuesta de MATERIALES GRATUITOS que nos ayudarán a crecer y criar en sintonía con las distintas necesidades de la vida en familia. Si decides usarlos RECUERDA QUÉ AYUDAS A MANTENER VIVA mi LABOR y esta OBRA ¡Sí! HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA,HABLAS de ella, HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA, RECONOCES la autoría de los recursos y COMPARTES el material desde el BLOG que los crea ¡Que la manta que tejemos cubra toda la humanidad y la tierra recupere su equilibrio natural!

Si te gusta la didáctica y dispones de tiempo para ojear con calma, este material incluye las actividades de la propuesta didáctica para 1º de primaria de Saioa Escolar Garcia. Un trabajo de fin de grado eficaz y novedoso, que puede ayudarnos a introducir las charlas y los coloquios, las actividades lúdicas y dinámicas, la reflexión, la auto-critica, el autoconocimiento, la cooperación y el respeto dentro de los hogares y las aulas.

Y sin querer se me abrieron heridas viejas por golpes nuevos y así volví a sangrar donde un día dolió. W Moreno

Recordemos que tanto la muerte y la vida son cara y envés de la hoja de un mismo árbol, sí eliminamos, si no le damos el mismo valor y reconocimiento a una parte que a la otra. Si por desconocimiento o imposibilidad no somos capaces de vivir con naturalidad y acompañar las distintas emociones y el oleaje emocional que nos produce entrar en contacto con la perdida de un ser querido (ansiedad, miedo, angustia, tristeza, dolor, rabia, frustración, etc). Sin saberlo y sin quererlo una vivencia tan natural, podría vivirse con dificultad indistintamente de la edad que tengamos, afectando nuestra capacidad para permitirnos expresar, mostrar y acompañar según qué emociones y la intensidad con la que brotan.

Si dentro de nuestras familias y escuelas no somos capaces del lograr cuidar y darle la misma atención al equilibrio entre las capacidades emocional y las cognitivas, si nos olvidamos de que hasta los 3 años las criaturas humanas mamíferas, necesitan a su familia y, en su ausencia a otras personas receptivas y afectivas que ocupen sus funciones. Si seguimos reduciendo el tiempo para que nuestras niñas, niños y niñes puedan mostrar con naturalidad cómo se sienten. Si cada vez es más complicado encontrar adultos e iguales, sensibles.

Tarde o temprano, van a verse afectadas las redes de comunicación que se establecen entre el cuerpo y la mente infantil todavía en desarrollo. Lo que acabará por dañar la capacidad humana para auto-regular el abanico de estados emocionales y emociones, de nuestros futuros adolescentes y adult@s, habilidades que van a estar directamente relacionadas con su humanidad, niveles de empatía y la tan nombrada últimamente capacidad de resiliencia.

Image by Gerd Altmann from Pixabay

Hay que empezar a darse cuenta que tanto labor preventiva cómo la labor educativa son igual de necesarias, como un ying- yang, ambas son complementarias. Algo parecido ocurre con el entorno en el que crecemos, la familia, la sociedad-cultura y el medioambiente en el que crecemos, el símil lo hago con la simbología del triangulo, de sus las tres caras depende el equilibrio vital de nuestra especie y la del gran ecosistema tierra.

Entonces sí dentro del ámbito familiar, escolar y sanitario además de paliar, medicalizar y operar, queremos prevenir los traumas y evitar la patológica y esquizoide disociación emocional. Sea cual sea nuestra edad va a sernos vital reconocer que para transitar las experiencias más intensas de la vida, todas, todes y todos necesitamos, como mínimo, de otra persona receptiva que no solo respete nuestra intimidad, sino que esté a nuestro lado para poder expresarnos y expresar con total naturalidad todo aquello que sentimos y cómo nos hace sentir.

Image by Jupi Lu from Pixabay

El dolor es el fruto del trabajo que la psiquis de alguien hace para recuperar un equilibrio que perdió. Gabriel Rolón

De esta forma la experiencia que nos deja una vivencia como la del nacimiento o la muerte, nos prepara para vivir con mayor consciencia nuestra propia existencia y la de los demás seres vivos que nos rodean, porque La muerte al igual que la vida viene a visitar a todas las familias.

Para las conciencias más vivas, incluyo este material al que le acompaña un vídeo de las investigaciones, en torno la muerte y la inmortalidad humana que la comunidad científica internacional afincada en Silicon Valley lleva algunos años realizando.

Únete a 7.694 seguidores más

Aquí junto a mis servicios profesionales vas encontrar una variada y cuidada propuesta de RECURSOS GRATUITOS que nos ayudan a CRECER Y CRIAR en sintonía con las distintas necesidades de la VIDA Y la FAMILIA, desde el sentir de la ECOLOGÍA PROFUNDA. Si decides usarlos recuerda que siempre que COMPARTES desde el BLOG, HABLAS de saltamontesasul.com y criaturas.org, y/o HACES UNA APORTACIÓN VOLUNTARIA sigo creando materiales y este blog sigue creciendo ❤️

Para ESTAR AL DIA de las novedades y RECIBIR una pequeña muestra he creado este canal de Telegram que reúne a jóvenes, ancian@s, familias y profesionales de la salud, la crianza, la educación y la ecología.

¡Compartir esta información es un pequeño gesto que ayudará a mejorar nuestras vidas y la salud del planeta!

Más

Imagen de portada suju-foto from Pixabay

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.